martes, 28 de diciembre de 2010

FLORES EN ROSA Y SEPIA

Técnica: Pastel y carbón sobre papel Canson. Tamano: 45x53 cm.

viernes, 24 de diciembre de 2010

HISTORIAS DE MIS LIBROS (1)


Me gustan las historias sobre libros, los libros con historia. Compro casi siempre en librerias de lance, bien a través de internet o en puestos callejeros en ferias de libros de segunda mano. Me encanta descubrir los vestigios de anteriores propietarios, firmas sobre las portadillas y subrayados.

Hace un tiempo compré en distintas ocasiones pero a la misma libreria a través de la red virtual Uniliber tres títulos de literatura húngara:"Las cárceles del alma" de Lajos Zilahy,"Kristina y el rey", tambien de Zilahy y "Encontrarse y decirse adiós" de Ferenc Kormendi. Los tres de la misma editorial, Ediciones Lauro de los años cuarenta del siglo pasado.


Me di cuenta entonces de que los tres ejemplares ostentaban firma y fecha de un mismo propietario.
Me preguntaba cual podría ser la historia de estos libros, si pertenecerían a una biblioteca desmembrada después del fallecimiento de su propietario, si la librería la habría adquirido en su totalidad, si habría más títulos húngaros en la misma familia...

Me puse en contacto con la librera, le mandé varios e-mails y fotografías de las firmas para ver si podía aportar datos sobre la historia de mis ejemplares. Ella fue muy amable y me atendió cordialmente un poco sorprendida y complacidad por el interés adicional que los libros tenían para mí. No supo darme razón del anterior propietario, sí que me decía haber visto la firma en algún volumen más, pero no tenía constancia de que pertenecieran a una biblioteca concreta, de un propietario concreto. No es que yo quisiera saber la identidad del anterior padre de las criaturas, tan sólo informarme del tipo de familia de la que provenían.En fin, no descubrí gran cosa pero fue agradable el intercambio de saludos e información con la librera.

Sea como fuere, los tres están conmigo, y me gusta verlos como tres hermanos desperdigados por los azares de la vida que finalmente se han reunido en mi biblioteca y ahí están tan contentos.

domingo, 19 de diciembre de 2010

"RAYUELA", Julio Cortázar

Capítulo 7


Toco tu boca, con un dedo toco el borde de tu boca, voy dibujándola como si saliera de mi mano, como si por primera vez tu boca se entreabriera, y me basta cerrar los ojos para deshacerlo todo y recomenzar, hago nacer cada vez la boca que deseo, la boca que mi mano elige y te dibuja en la cara, una boca elegida entre todas, con soberana libertad elegida por mí para dibujarla con mi mano por tu cara, y que por un azar que no busco comprender coincide exactamente con tu boca que sonríe por debajo de la que mi mano te dibuja.


Me miras, de cerca me miras, cada vez más de cerca y entonces jugamos al cíclope, nos miramos cada vez más de cerca y nuestros ojos se agrandan, se acercan entre sí, se superponen y los cíclopes se miran, respirando confundidos, las bocas se encuentran y luchan tibiamente, mordiéndose con los labios, apoyando apenas la lengua en los dientes, jugando en sus recintos donde un aire pesado va y viene con un perfume viejo y un silencio. Entonces mis manos buscan hundirse en tu pelo, acariciar lentamente la profundidad de tu pelo mientras nos besamos como si tuviéramos la boca llena de flores o de peces, de movimientos vivos, de fragancia oscura. Y si nos mordemos el dolor es dulce, y si nos ahogamos en un breve y terrible absorber simultáneo del aliento, esa instantánea muerte es bella. Y hay una sola saliva y un solo sabor a fruta madura, y yo te siento temblar contra mí como una luna en el agua.

miércoles, 15 de diciembre de 2010

LA MAR, SIEMPRE LA MAR...

Tengo la suerte de vivir frente al mar, de que el mar forme parte integrante de mi vida. Es un privilegio, porque siempre es fuente de gran belleza, un espectáculo en sí mismo. Estos días que se avecinan, en los que es imposible escapar al pésimo ambiente navideño en que han degenerado esas fiestas para mí entrañables en otro tiempo, casi el único respiro que encuentro es la contemplación del mar, y los paseos por su orilla.

Soy mas bien personaje de tierra, no soy buena nadadora y nunca he navegado, pero esa masa de agua infinita me atrae como un imán, me hechiza y me llena de sosiego.

Puedo contemplarlo desde una atalaya en la que veo el puerto pesquero, su actividad cotidiana, su papel como fuente y forma de vida de las gentes de mi localidad:
Disfrutar de rincones pintorescos, menos transitados por los turistas que las playas y el paseo marítimo:

Admirar los temibles temporales, cuando muestra todo su potencial destructivo, su inmenso poder que nos recuerda qué poca cosa somos:
Pasear por la playa cuando está solitaria, los dias de nubes bajas y ambiente frío:
Verle romper contra las rocas, cómo la espuma besa la piedra, quedarme hipnotizada con este juego magnético entre el mar y la tierra:



Y en medio de la gente, sentirme sola y disfrutarlo:

jueves, 9 de diciembre de 2010

"DESNUDA Y CON SOMBRILLA", Silvio Rodriguez


http://www.youtube.com/watch?v=zdjaheUUg2U&feature=related

Tú sentada en una silla
yo de pie con expresión de lord
tu desnuda y con sombrilla
yo vestido pero con calor.

Tú con uñas y con dientes
mirándome de frente
con brillo de matar.
Yo retrocediendo un poco
llenándome de un loco
deseo de sangrar.

Tú besando tus rodillas
yo discreto pero sin rubor
tú creando maravillas
yo soñándome esquimal sin sol.

Tú con un ritmo tan lento
buscando un alimento
frotado con alcohol.
Yo de pronto ensimismado
mirándote alelado
colmada de licor.

Tú ardiente y sin capilla
yo quitándome el sombrero alón
tú dispuesta la vajilla
yo al filo de mi pantalón.

Yo a punto del delirio
extraigo un solo cirio
que poso ante tu flor.
Tú susurrando un misterio
de un no sé qué venéreo
me das un protector.

Tú sentada en una silla
yo de pie con expresión de lord
tu desnuda y con sombrilla
yo vestido pero con calor.

Yo, tú...él.

lunes, 6 de diciembre de 2010

LA LINEA DE LA VIDA

Ayer, al hacer limpieza de materiales de dibujo, encontre una cajita con dos cabos de barritas de pastel de color negro y blanco. Ni se de cuándo eran, desde luego de hace mucho tiempo. También descubri en una carpeta un dibujo olvidado, sin terminar, tan sólo la silueta, las líneas a lápiz en la hoja de papel. Quise aprovechar esos materiales, dibujar un poco a la aventura, experimentar a ver que salía. El resultado es éste:



domingo, 28 de noviembre de 2010

QUERIDA IRENE:

Esta noche he soñado contigo. Quiero pensar que has venido a visitarme desde ese lugar que tal vez habitas ahora. Estábamos en el sitio en el que siempre nos veíamos, nuestro centro de trabajo y era sábado, el día de nuestros desayunos juntas. Éramos tres tal como lo somos desde que tú no estás y llegabas de repente vestida de luz y de sonrisas. Te recibíamos alborozadas, te contábamos la broma que nos habían gastado, increiblemente nos habían hecho creer que habías muerto. Te reías, con tu risa espléndida, tu bella dentadura, tu voz cálida....¿Cómo puede ser? N0s habían contado que habías muerto...una y otra vez lo repetíamos, una y otra vez...

Recuerdo en medio de tanta felicidad haberte oido repetir dos frases que me dijiste en diferentes ocasiones: "Sólo espero de la vida que me mande personas de las que poder aprender" y "Cuando el alumno está preparado, el maestro aparece"

Supongo que no acepto tu muerte, de ahí el sueño. Pero a pesar de que no tengo fe en otra vida y no creo en la trascendencia, me gusta creer que me has hecho una visita. Recuerdo una conversación sobre la vida y la muerte, sobre la vida después de la muerte, en la que tú creías firmemente y yo no: "te tengo que convencer", me decías...¿Pretendias ayer darme una prueba de tu nueva forma de existencia?

En cualquier caso, me encantará que vuelvas.



sábado, 27 de noviembre de 2010

DES-ILUSIÓN

Veo a mi alrededor algo que me parece peligroso y triste: desilusión. Hablo de las personas que me rodean y con las que trato a menudo, y también de las que tengo referencia de manera indirecta. No creo que sea por la omnipresente crisis, o al menos no sólo por ella, yo hace tiempo que veo que la gente ha perdido la esperanza. Jueces que no creen en la justicia, profesores que transitan por un árido desierto de desinterés, trabajadores que van perdiendo todos los derechos laborales conseguidos en años de lucha y coraje...Tengo la sensación de que hoy en día el esfuerzo, el tesón la honradez, están penalizadas. Veo todos los días como los complacientes, los que escurren el bulto pero son capaces de promocionarse bien delante de las personas adecuadas son los recompensados. Me parece peligroso y triste, porque no se debe perder la capacidad de luchar, y la esperanza o la ilusión son idispensables para tomar impulso. Se nos dice que aunque todo vaya mal, la cosa podría ser mucho peor, y así no se mueve nadie "por si acaso". Pero yo quiero pensar aún que todo podría ser mucho mejor.

martes, 9 de noviembre de 2010

TULIPANES

Técnica: Lápices de colores sobre papel Canson.

domingo, 7 de noviembre de 2010

"CONTRA EL VIENTO DEL NORTE", Daniel Glattauer

"Escríbeme. Escribir es besar, pero sin labios. Escribir es besar con la mente"

miércoles, 3 de noviembre de 2010

PLAYA GIRÓN, Silvio rodriguez


Cuando tenía poco más de veinte años, Silvio quiso ver mundo y llegar al Ártico. Pensó en embarcarse pero no encontró barco que le acercara a su destino. Decidió entonces hacerse a la mar en un pesquero que llegaría hasta las costas de África. Fueron esos meses de gran fecundidad para Silvio, que compondría en ese tiempo alguna de sus más bellas e importantes canciones. Dejo aquí el homenaje que tributó a aquellos trabajadores del mar, por supuesto, en forma de canción.




PLAYA GIRÓN


Compañeros poetas,
tomando en cuenta los últimos sucesos
en la poesía, quisiera preguntar
——me urge—,
¿qué tipo de adjetivos se deben usar
para hacer el poema de un barco
sin que se haga sentimental, fuera de la vanguardia
o evidente panfleto,
si debo usar palabras como
Flota Cubana de Pesca y
«Playa Girón»?
Compañeros de música,
tomando en cuenta esas politonales
y audaces canciones, quisiera preguntar
—me urge—,
¿qué tipo de armonía se debe usar
para hacer la canción de este barco
con hombres de poca niñez, hombres y solamente
hombres sobre cubierta,
hombres negros y rojos y azules,
los hombres que pueblan el «Playa Girón»?
                                                                                                                                        
Compañeros de historia,
tomando en cuenta lo implacable
que debe ser la verdad, quisiera preguntar
—me urge tanto—,
¿qué debiera decir, qué fronteras debo respetar?
Si alguien roba comida
y después da la vida, ¿qué hacer?
¿Hasta donde debemos practicar las verdades?
¿Hasta donde sabemos?
Que escriban, pues, la historia, su historia,
los hombres del «Playa Girón


lunes, 1 de noviembre de 2010

MIEDO A DESPERTAR


Le veo llegar por el pasillo de la terminal, avanzar hacia mí, y es igual pero distinto a como le imaginaba. Por supuesto, nos reconocemos, llevamos años viéndonos pero nunca nos habíamos mirado. Nos sumergimos uno en los ojos del otro; no hacen falta las palabras, durante demasiado tiempo son lo único que ha existido entre nosotros y en este momento no son ya necesarias.

Me abrazo a él, mi cara se hunde en su cuello, mis labios se posan en su garganta, justo en la base cálida de su mandíbula donde siento latir su sangre. Aspiro su aroma de hombre limpio y sano.

Por fin, por fin...

Permanecemos unos momentos así, unidos. Nos cuesta desligarnos de nuestro abrazo. Yo tengo miedo de soltarle y él empieza a hablar por primera vez. Al oir su voz, el miedo retrocede: es él, el mismo de cientos de conversaciones, de miles de palabras, de frases intercambiadas, de sentimientos, de ideas...
Le respondo y me sonríe. "Eres tú" me dice y la felicidad estalla y lo inunda todo. Sin embargo tengo miedo de la fugacidad de los instantes, del rápido transcurrir de este momento. Esa primera mirada, el abrazo en el que nos hemos fundido, forman ya parte del pasado.

Salimos cogidos de la mano. La suya es cálida y no demasiado grande y llena de sentido y da forma a mi propia mano.

En las horas que transcurren no podemos dejar de mirarnos y de tocarnos, no hay suficiente piel y nos comemos con los ojos y con las manos. También nos hablamos como si nunca nos hubiéramos dicho nada, nos recuperamos como los mejores amigos, recreando un universo que desde el primer día ha sido exclusivamente nuestro. Las charlas, las confidencias, las risas de años las repetimos poniéndoles cara, gestos,formas de mirar... Por primera vez veo cómo se rie.

De repente, un temor repentino me invade, un rayo de lucidez atraviesa mi conciencia y me dice que todo esto no es real y entonces sé, comprendo que estoy soñando y que despertaré y él volverá a estar donde siempre ha estado, lejos e inalcanzable. Y ya el miedo toma el lugar de la felicidad y ya los abrazos son diferentes, un intento de retenerle. Sé que cuando el sol penetre por las rendijas de mi ventana y me despierte, él se habrá ido. No quiero despertar (quédate conmigo). Me aferro a él que sé que es ajeno a mi angustia, aún abandonado a la felicidad de sabernos juntos.

Pero ya un resplandor dorado inunda poco a poco los límites de mi cuarto. La luz va ganando fuerza y empiezo a percibirla a través de mis párpados.

A medida que mi conciencia se va despertando, siento como se desvanece de entre mis brazos, como se disuelve como la niebla hasta desaparecer.


martes, 26 de octubre de 2010

JINETE

Otro dibujo como el anterior, en pastel sobre papel de embalar, de hace algún tiempo también. Habíamos estado de mudanza y nos inundaba ese papel castaño y crujiente, que resultó bastante agradecido para dibujar sobre él y pasar al menos algunos buenos ratos de esos en los que pierdo la noción del tiempo.

miércoles, 20 de octubre de 2010

CABEZA DE MUJER

Un pequeño experimento en cuanto a colores y materiales, que hice hace algún tiempo. La técnica es pintura al pastel sobre papel de embalar.

domingo, 17 de octubre de 2010

"MALENA" Giusseppe Tornattore


"Pedaleé como si huyera, y en realidad huía... de ella , de aquellas emociones, de los recuerdos, de los sueños, de todo...y pensaba que debía olvidar, estaba seguro de que iba a conseguir olvidar...
Pero hoy que ya soy mayor, que he consumido mi vida de un modo banal, que he conocido a tantas mujeres que me han dicho "acuérdate de mí" y yo las he olvidado, aún hoy es ella la única a la que nunca he olvidado: Malena"

viernes, 8 de octubre de 2010

Y YO CON ESTOS PELOS


Mi pelo es lo que más me gusta de mí. Normalmente lo llevo cortado a capas para potenciar su ondulado natural. No le hago nada, ni tintes, ni permamentes, ni siquiera lo seco con secador. Tal vez por ello se conserva muy fuerte y brillante. Y negro, no tengo ni una cana, herencia materna.

En los últimos años llevo el pelo bastante largo, más de lo que solía, porque en el trabajo me exigen pelo corto o recogido. No quiero sacrificar la melena, así que me hago una coleta para trabajar. Pero eso me crea un conflicto con el largo de la melena, que me gusta más o menos como el de la foto pero que últimamente había crecido mucho más.

De vez en cuando, no sé por qué de repente empiezo a verme mal, o a "no verme" en absoluto con mi pelo. Me pasa de vez en cuando, y siempre me parece que tal vez un corte sería la solución. Siempre pido consejo en casa y ante mi sujerencia de sacrificar mi melena mis hijos siempre contestan un rotundo "¡¡¡¡NOOOOOOO!!!!

El caso es que ayer tuve un impulso irresistible de verme diferente. Vete a saber que conflicto interno subyace en esos arrebatos, el caso es que incluso sabiendo que me iba a arrepentir entré en la peluquería para que me hicieran un buen corte. No un corte que me dejara sin melena, sino una melena corta. Creo que ni yo sabía bien qué quería. Creo que sólo cambiar, no sentirme aburrida de mí. Pero el aburrimiento es un mal consejero. Siempre.

La peluquera era una chica nueva a la que no conocía de otras veces, y creo que estaba un poco nerviosa. El caso es que no entendió lo que yo quería o no supe explicarme. Me dan mucho miedo las peluqueras. Ese abandono al que te prestas cuando te entregas, la indefensión de dejar la melena a su merced me llena de inseguridad. Un corte de pelo es para mí como una operación quirúrgica, y me produce la misma ansiedad.

Cortó sin piedad, aunque no me dejó sin melena, sino con una a la altura del cuello recta, sin capas, con las puntas delanteras ligeramente más largas que la parte posterior, o sea, a la moda. Y yo no suelo seguir las modas. Para colmo, me la peinó lisa y formal. Vamos, un horror. En el espejo, mi reflejo y yo no nos reconocíamos. Ese pelo no me correspondía, no iba conmigo, NO ERA YO.

Nada más llegar a casa me lavé el pelo, para recobrar, al menos, su volumen natural. Nada se puede hacer con la largura, claro. Cuando llegué al trabajo y me planté mi coleta, me di cuenta de que esa podría ser una solución, llevar coleta durante unos tres meses hasta que el pelo haya crecido lo bastante como para rectificar el corte y volver a reconducir mi pelo a lo que fue.

Omito contar aquí lo que mis hijos me dijeron cuando llegué a casa. Al menos, a mi marido le gustó. Pero es que él y yo tenemos gustos distintos para casi todo. He dicho CASI. En algunas cosas coincidimos. En el pelo, no.

Afortunadamente, volverá a crecer.


lunes, 4 de octubre de 2010

RETRATO DE MIGUEL

Técnica: Lápices de colores sobre papel Canson

jueves, 30 de septiembre de 2010

"EL MUNDO SEGÚN GARP", John Irving

Duncan era un niño sano e inteligente.Ahora un segundo hijo entraría a formar parte de su cuidadosa y ordenada aventura.Volvió a palpar ansioso en vientre de Helen, en espera de una patada, de una señal de vida.Aunque coincidía con ella en que seria hermoso tener una niña, Garp abrigaba la esperanza de que fuera otro varón.
Se preguntó por qué. Recordó la chica del parque, su imagen de Ellen James sin lengua, las difíciles decisiones de su propia madre. Sintió la dicha de vivir con Helen; ella tenía sus propias ambiciones y él no podía dominarla con las suyas. Pero recordó a las prostitutas de la Kärntnerstrasse y a Cushie Percy que moriría de su primer y único parto. Y ahora -su aroma todavía en su cuerpo, o al menos en su mente, aunque se había bañado-, la saqueada Cindy que había gemido bajo su cuerpo, con la espalda apoyada en una maleta. Una vena azul latía en sus sienes, las sienes translúcidas de una niña de piel pálida. Y aunque Cindy todavía tenía la lengua, había sido incapaz de hablarle cuando la dejó.
Garp no quería una hija a causa de los hombres. A causa de los hombres malos, sin duda alguna; pero incluso, pensó, a causa de los hombres como yo.

lunes, 27 de septiembre de 2010

CORAZÓN OTOÑAL

Oigo a mi alrededor quejas generalizadas sobre el final del verano. Han vuelto los cielos grises, las lluvias, las temperaturas frescas, en definitiva el otoño, y la gente se resiste a este inevitable camino hacia el invierno.

Sin embargo, yo estoy encantada. El otoño es mi estación favorita, no sólo porque se atenúa el inclemente calor, que a mí sólo me gusta para ir a la playa y los baños en el mar, sino porque es la época que coincide más con mi naturaleza espiritual. Tengo el corazón de otoño.

Me siento identificada con la lluvia, el gris de estos cielos, la luz matizada, la temperatura suave. Supongo que tiendo a la melancolía y las estridencias del verano me dejan fuera de lugar. También puede ser porque si utilizamos las estaciones para representar las edades del ser humano, yo estoy ya iniciando mi propio otoño vital. Pero de todas formas siempre me gustaron estos meses, incluso en mi primavera o verano.

Dentro de unas semanas, la naturaleza nos mostrará toda la belleza de sus colores, y pasear por los montes será una experiencia mágica. Sin la exuberancia de la primavera, igualmente deslumbrante y más sosegante. No hay paisaje que iguale la belleza de un bosque en otoño y cuando paseo por alguno vestido de ocre, amarillo, granate, siento mi alma otoñal por fin cómoda y en su entorno natural

domingo, 19 de septiembre de 2010

OTRO ADIOS

Hoy estaba siendo un día extraño. He estado nerviosa, intranquila, irritable,desganada... no he aprovechado el domingo para hacer todas las cosas que me gustan, pasear, dibujar...

No me explicaba por qué, qué me pasaba.

Hace diez minutos, me ha llamado una compañera de trabajo, y me ha dado una mala noticia: "Irene murió ayer". Y entonces he comprendido mi desasosiego tal vez inconsciente.

Irene era una compañera de trabajo, una amiga. Hacía sólo dos años que nos conocíamos, pero desde el primer momento conectamos perfectamente. Era especial. Demasiadas veces se suele calificar de especial a algunas personas, pero ella lo era de verdad. Espiritual, honrada, buena... Transparente y directa, valiente y sobre todo excelente madre. Pienso en sus hijas, a las que educó para que fueran libres y a las que quería tanto que su mayor felicidad era verlas volar bien alto. Tenía una relacción muy especial con sus hijas, y me imagino que su pérdida las sumirá en una gran desesperación, pues una madre así no se sustituye con nada. Pero quizá no, quizá la magia de Irene y su gran amor haya hecho de su marcha de este mundo un tránsito lleno de paz. Así lo deseo yo al menos.

No he podido verla durante un par de meses. La última vez fue la víspera de mis vacaciones estivales, un sábado en que ambas trabajábamos y desayunamos juntas, en una de esas deliciosas veladas matutinas que nos gustaba compartir. Ya estaba enferma, terriblemente cansada. Dos dias después era hospitalizada por una leucemia. Llevaba semanas de pruebas médicas pero el última día que yo la ví aún no tenía un diagnóstico definitivo.

Luego, noticias confusas, llamadas de teléfono sin contestación, hasta que por fin, otro sábado, ayer mismo, conseguí establecer contacto telefónico con ella. Se puso su hija, su voz sonaba apagada al otro lado del aparato, al fondo de la habitación. Una voz que me asustó. Dile que la quiero,que la queremos, que pensamos mucho en ella, le mandamos fuerza, energía...

Murió pocas horas después.

Creo que es una de las personas que sin haber permanecido mucho tiempo a mi lado, más me han impresionado. Tengo pocas personas a las que pueda llamar "amigos", poquísimas... me cuesta llamar amigo a alguien, porque la amistad es sagrada para mí. Hay compañeros, conocidos, amiguetes... "amigos" tengo pocos.

Irene era mi amiga.

Irene, cariño, te echaré de menos. Si hubiera sabido aquel sábado que era el último que te vería, si hubiera sabido que no habría más cafés, más risas, más lágrimas, más charlas, te habría abrazado fuerte, para intentar retenerte, sustraerte a ese frío mortal que ya se estaba apoderando de tí.

Me queda el consuelo de que ayer al menos recibiste mi saludo, supiste que pensaba en tí y te echaba de menos.

No te olvidaré nunca. Descansa en Paz.

domingo, 12 de septiembre de 2010

AUTORRETRATO


Técnica: Lápices de colores sobre papel Canson.

martes, 7 de septiembre de 2010

¿A DONDE VAN? Silvio Rodriguez

¿Adónde van las palabras que no se quedaron?
¿Adónde van las miradas que un día partieron?
¿Acaso flotan eternas,
como prisioneras de un ventarrón,
o se acurrucan entre las rendijas ,
buscando calor?
¿Acaso ruedan sobre los cristales,
cual gotas de lluvia que quieren pasar?
¿Acaso nunca vuelven a ser algo?
¿Acaso se van?
¿Y adónde van...?
¿Adónde van?

¿En qué estarán convertidos mis viejos zapatos?
¿Adónde fueron a dar tantas hojas de un árbol?
¿Por dónde están las angustias,
que desde tus ojos saltaron por mí?
¿Adónde fueron mis palabras sucias
de sangre de abril?
¿Adónde van ahora mismo estos cuerpos
que no puedo nunca dejar de alumbrar?
¿Acaso nunca vuelven a ser algo?
¿Acaso se van?
¿Y adónde van...?
¿Adónde van?

¿Adónde va lo común, lo de todos los días:
el descalzarse en la puerta, la mano amiga?
¿Adónde va la sorpresa,
casi cotidiana del atardecer?
¿Adónde va el mantel de la mesa,
el café de ayer?
¿Adónde van los pequeños terribles encantos
que tiene el hogar?
¿Acaso nunca vuelven a ser algo?
¿Acaso se van?
¿Y adónde van..?
¿Adónde van?

(1975)http://www.youtube.com/watch?v=PT3AmaodS64

lunes, 6 de septiembre de 2010

ROMPIENTE

Técnica: Lápices de colores acuarelables y pintura acrílica sobre papel Canson.
Tamaño: 21x28cm.

viernes, 27 de agosto de 2010

TRABAJOS Y HÉROES


Hace diez días volví al trabajo. No lo reflejé aquí, al contrario que mi llegada al tiempo vacacional, porque me deprimía un poco (sólo un poco) la cuestión. No tengo un trabajo que me guste, pero tengo que reconocer que es una suerte en estos tiempos tener un trabajo al que volver. No siempre lo he tenido, y sé lo angustioso que es. Sea como fuere, el mío es un empleo "alimenticio", me permite ganarme la vida y poco más. A menudo pienso en la idea de "sentirse realizada" en el trabajo. Yo he pasado muchos años de mi vida siendo ama de casa, y me sentía mucho más realizada que ahora, salvo por la independencia económica que da el tener ingresos propios, cuestión importantísima. Supongo que en tareas y profesiones que obedecen a una vocación, sí se sentirá una gratificación adicional, pero no es mi caso ni el de la mayoría de las personas del medio social en el que me muevo, el de la clase trabajadora.

De todos modos, creo que las mayores dificultades y descontentos en el trabajo provienen de las relacciones personales, no del aspecto técnico del puesto que se ocupe. Lo he experimentado personalmente y hablado con las personas que conozco, y coinciden en esa cuestión.

A raíz del tema laboral me acuerdo ahora de los 33 mineros chilenos enterrados en vida. Están en un refugio subterráneo del que no pueden salir porque los empresarios nunca instalaron la escalera que debía devolverles a la vida en caso de desastre. Pienso en esos 33 trabajadores que ya llevan casi tres semanas en las entrañas de la tierra y que aún deben esperar otros tres meses antes de ser rescatados y se me hiela la sangre. Ojalá aguanten. Tres meses es mucho tiempo. No creo que todos tengan la fuerza mental (sobre todo mental) para soportar esa existencia torturada durante tanto tiempo. El calor, la claustrofobia, las crisis de pánico, la ansiedad, la convivencia forzosa en esas condiciones...

Me crié en una zona minera, tal vez por eso me siento identificada con esos obreros y sus familias. Imginarlos en esa situación me produce pesadillas.

Veo esa noticia por televisión y me asusta el contraste entre esa realidad y la que tanto se empeñan en meternos por los ojos los medios de comunicación, de misiones de paz en guerras que no son guerras, de programas de televisión donde el mayor mérito es haberse acostado con fulano y ser el primo de la cuñada del novio de zutano, de partidos políticos a los que se les ha perdido la ideología, de dineros que no hay pero depende de para quien...

Los verdaderos héroes casi siempre son anónimos.

Espero que estos tres meses sean muy cortos.

martes, 24 de agosto de 2010

EN LO PROFUNDO

Sin buscarlo, por casualidad, he encontrado este poema. Me ha gustado mucho, me parece que habla de mí, estoy segura en todo caso de que está escrito por una mujer, aunque no lo sé. He intentado descubrir su autoría, pero sin éxito. Aquí lo dejo:


En lo profundo

Hay una parte del abismo de mi mente
que no te pertenece.

Gritan ahí en silencio
las frases que jamás he dicho
y surgen tumultuosos los recuerdos
de hechos que nunca sucedieron.

Tienes mucho de mí
( yo así lo quise )
pero esa parte, es mía.
No permito el acceso.
Ahí persisten otras formas de mí
que no emergieron.

Tengo derecho a contemplarme
desde un mundo distinto
y no renuncio.

El mundo real es bueno
pero mi mundo es bello.
En el primero existo.
En el segundo, vivo.

lunes, 23 de agosto de 2010

"IMPACIENCIA DEL CORAZÓN" (La piedad peligrosa") de Stefan Zweig

"Existen dos clases de compasión. Una cobarde y sentimental que, en verdad no es más que la impaciencia del corazón por librarse lo antes posible de la emoción molesta que causa la desgracia ajena, aquella compasión que no es compasión verdadera, sino una forma instintiva de ahuyentar la pena extraña del alma propia. La otra, la única que importa, es la compasión no sentimental pero productiva, la que sabe lo que quiere y está dispuesta a compartir un sufrimiento hasta el límite de sus fuerzas y aún más allá de ese límite".

"Un hombre debe reflexionar, antes de intervenir en un asunto, hasta que punto está dispuesto a proseguir. No es cuestión de jugar con los sentimientos ajenos".

"Los mayores males de este mundo no son causados por lo perverso y lo brutal, sino casi siempre por la debilidad".

"No se puede desbaratar una pasión mediante la lógica. No se puede persuadir a la fiebre: "Fiebre no ardas" o al fuego: "Fuego no quemes"

viernes, 20 de agosto de 2010

FRANZ KAFKA


"Una jaula fue en busca de un pájaro"

"La eterna juventud es imposible; aún cuando no hubiera otros impedimentos, la introspección la imposibilitaría."


jueves, 19 de agosto de 2010

LA CABEZA EN LAS NUBES



Me encanta observar el cielo cuando hay nubes, lo cual en estas latitudes suele ser muy frecuente. Normalmente, los cielos del norte son grises, las nubes suelen cubrirlo todo sin apenas atisbos de azul, pero en verano, son espectaculares. La semana pasada el tiempo estuvo fresco y nuboso, poco apto para los baños en el mar, pero a cambio, quizá para recompensar del poco usual frío de agosto, nos regaló el espectáculo de un cielo sobrecogedor.
No sé si normalmente la gente va por la vida como yo, con los ojos en el cielo, con la cabeza en las nubes, pero realmente es algo digno de contemplar.
A veces me arriesgo a tropezar, porque el espectáculo me atrae, me llama desde lo alto y no me puedo sustraer a su encanto.

miércoles, 18 de agosto de 2010

UNICORNIO

Técnica:Lápices de colores sobre papel canson.

lunes, 9 de agosto de 2010

MI ABUELA

Con el paso del tiempo, según me hago mayor, me acuerdo cada vez más de mis abuelas.Tuve la suerte de conocer a mis cuatro abuelos y convivir mucho con ellos. Mis abuelas, además, vivieron muchos años, y así me hice adulta contando con su presencia, insustituible. No hay dulzura más grande que la de una abuela cariñosa. Leí hace unos días en Los miserables: "Hay padres que no quieren a sus hijos, pero no hay ningún abuelo que no adore a su nieto".

Como digo, cada vez pienso más en mis abuelas, las recuerdo y la hecho de menos. Tengo la sensación de que no supe hacerles ver quizá cuanto las quería, que caí en ese error tan común de no decírselo cuando aún podía. Creo firmemente que el amor es entrega, y me preocupa mucho que las personas a las que quiero lo sientan. Asi, me gusta decirlo, no me da vergüenza mostrar mis sentimientos. Sin embargo, creo que en eso fallé con mis abuelas.

Quiero escribir hoy sobre todo de mi abuela paterna. Tal vez porque con los años he llegado a la conclusión de que me parezco a ella. Era poco dada a contar anécdotas sobre sí misma, la recuerdo discreta y callada, y me reconozco en sus silencios, característica que compartimos. Mi abuela cantaba como un jilguero, en una época en la que la radio,la tele, no invadían la vida cotidiana con sus estridencias, las vecinas se asomaban a las ventanas del patio para oírla cantar. Creo que la inclinación artística que tenemos sus descendientes viene de ella. Y el amor a la música, mas acusado en su hijo, mi padre, y en mi hermano que en mí. Pero al cabo de los años, lo que más me llama la atención es que a pesar de la relacción estrecha que teníamos (yo era su nieta mayor) ella es un misterio para mí. Era una madre y abuela apasionada, pero en el fondo una desconocida para mí como mujer.

Mi abuela no tuvo una vida fácil, como toda su generación. Tuvo 11 hijos de los cuales sólo sobrevivieron cuatro. Perdió a su hija mayor con 8 años de edad, golpe del que no se recuperó nunca. De ese terrible dolor derivó una enfermedad mental que le acompañó toda su vida. No sé cual era el diagnóstico, en aquella época "se sufría de los nervios", y no he conseguido descifrar que le ocurría exactamente. Pero al menos tuvo una vejez tranquila y una muerte dulce.

Tengo en el corazón un remordimiento con respecto a ella. Siendo yo jovencita, una tarde de domingo pasé por debajo de su ventana, en la casa de mi tía, con quien vivió sus últimos años. Yo iba con mi novio, apresurada, leve, en otras cosas... pero la ví. Ella estaba asomada mirando la calle y no sé si me vio. Yo pasé de largo, aunque no me hubiera costado nada subir a saludarla o, al menos, agitar la mano, enviarla un beso...No lo hice, y en el mismo momento en que la perdí de vista sentí un pellizco en mi corazón.

Después de eso, la visité otras veces, me casé, tuve hijos a los que conoció, pero esa visita que no le hice, ese beso que no le dí en aquella ocasión me pesa como una losa.

Quería mucho a mi abuela, quería a mis abuelas, pero me pregunto si ellas sintieron cuánto. Seguramente, no lo suficiente.



viernes, 6 de agosto de 2010

CAJITA VERDE

Ésta es la última caja que he pintado de momento, es un regalo para mi madre. Lo de pintar madera ha sido un experimento agradable y entretenido, y estos primeros trabajos me han servido sobre todo para ensayar. De momento, lo dejo aquí, y volveré a los lápices, que hace semanas que los tengo abandonados.

jueves, 5 de agosto de 2010

UNA BELLEZA

Ayer, ojeando en la librería pero sin ánimo de comprar, me encontré con esta bella edición de "Diario de un poeta recién casado" de Juan Ramón Jiménez.

Estoy ahora mismo en la circunstancia de no querer comprar más libros hasta que acabe el año, por eso de evitar la acumulación desmedida y acabar de una vez por todas con la lista de pendientes. Pero es un propósito que me acompaña todos los años y que nunca se cumple, dadas la múltiples tentaciones que los sufridos lectores tenemos que soportar a cada visita librera y vistazo de escaparate... Pero como digo apareció ante mí esta belleza:

Yo me resistía, aunque me quedé prendada de él, pero mi marido que me acompañaba y se dio cuenta del flechazo, me lo regaló.
No suelo leer poesía, pero tengo que hacerle los honores. Ciertamente, me gustó el libro por su estética, pero un premio Nobel como éste no es para desdeñarlo, así que lo degustaré poco a poco.

¡Qué bonito es, madre!

martes, 3 de agosto de 2010

INSTANTES PERDIDOS

A veces llega ese minuto, el preciso. Piensas en decir tantas cosas, justo en ese instante, habías esperado tanto tiempo ese momento...

Pero llega y guardas silencio. Las palabras toman forma, las frases se agolpan en tu cerebro, tantas veces pensadas, imaginadas, pronunciadas en soledad...

Y está ahí, la oportunidad deseada. Pero no dices nada, hablas con la mente, gritas con los ojos, las manos crispadas por los gestos que no haces, la boca seca y muda.

Y el momento pasa, el instante muere, se aleja, la oportunidad perdida, se va, desaparece, no vuelve. Jamás.

lunes, 2 de agosto de 2010

TU IMAGEN, Silvio Rodriguez


Tu imagen me llegó
a las seis menos diez
y no pude dormir
ni un instante después.
Te confundías con mis sábanas,
te me enredabas en la sien.

Lucías tan real
que casi fui feliz.
Pero a las seis y diez
me comprendí sin ti.
Eran mis solitarias sábanas
y una habitual mañana gris.

Y tú eras mi viento, mas no a favor.
Eras mi barca en el pedregal,
eras mi puerta sin tirador,
eras mi beso buscando hogar.

Y tú eras un parto de antigüedad,
maña de un diablo despertador.
Eras espuma de soledad,
carne con llagas de desamor.

Y así fuiste la otra mitad
de amanecer
que no alumbró jamás.

(1978)http://www.youtube.com/watch?v=DpXtsSWGCgM

CAJITA MALVA

El domingo fue muy gris, no apetecía playa ni baño en el mar, Agosto llegó triste. De hecho, hoy ha amanecido lluvioso, la lluvia repica ahora mismo tras los cristales. Pasé por lo tanto, la tarde de ayer pintando esta cajita, que en la foto aparece más azul de lo que es, en realidad es de un suave color violeta, el mismo de las paredes de mi salón.

viernes, 30 de julio de 2010

LORENZO Y CATALINA

Técnica: Óleo sobre lienzo

martes, 27 de julio de 2010

ADIOS, WARA

Fue un placer conocerte. No hay muchas palabras que yo sepa escribir ahora, en eso tú eras la maestra, la maga, por supuesto, la estrella. Descansa Warita.

domingo, 25 de julio de 2010

NICKOLAS MURAY Y FRIDA KAHLO


Es mítica y sobradamente conocida la pareja formada por los pintores mexicanos Frida Kahlo y Diego Rivera. (Tengo que decir que ella es mi pintora favorita.)Es asimismo del dominio público que ambos frecuentaron otros amores y amantes, que su relacción fue tormentosa y extrema como no podía ser de otra manera entre seres tan apasionados y creativos. Pero hubo además en la vida de Frida un amor digno de destacar, yo creo que el más importante para ella después de Diego, el fotógrafo húngaro Nickolas Muray. Hay una carta suya a Frida que siempre me ha parecido bellísima y que quiero incluir aquí.

1940

Domingo

Querida, querida Frida


Debí haberte escrito hace mucho. Es un mundo difícil en el que vivimos tú y yo.

Fue muy desesperante para ti, pero no menos para mí, cuando te dejé en Nueva York. Supe por Ella Paresce todo acerca de tu partida.

No estaba sorprendido o enojado. Sabía lo infeliz que eras, cuánto necesitabas tus entornos familiares, tus amigos, Diego, tu propio hogar y costumbres.

Yo sabía que Nueva York sólo llenaba los requisitos como un sustituto temporal y que a tu regreso encontraste intacto tu refugio. De nosotros tres, sólo existían ustedes dos. Siempre lo sentí. Me lo decían tus lágrimas cuando escuchabas su voz. El todo yo está eternamente agradecido por la felicidad que me dio la mitad de ti que generosamente me diste. Mi querida Frida: como tú, yo he estado privado del afecto verdadero. Cuando te fuiste supe que había terminado. Tu instinto te guió sabiamente. Has hecho la única cosa lógica, porque no podía trasplantar México a Nueva York para ti y he aprendido lo esencial que eso era para tu felicidad.

Ojalá que hubiera nacido en tu país con toda su belleza y desventajas. Ahora estaría ahí si no fuera yo parte de una comunidad formada sobre todo por lombrices y hormigas con sus patas atascadas en el lodo, sus manos atadas y sus almas en una eterna persecución de dólares baratos. Lo único que tenemos es un elevado nivel de vida y pagamos por él con trabajo hasta que morimos.

Frida, no podemos vivir sin amor o afecto. Lo he buscado, no estoy seguro si lo he encontrado. Debo decirte esto porque no puedo, no creo que pueda ocultártelo. No soy un adivino ni puedo anticipar el futuro; mañana es tan misterioso para mí como el próximo año. Mi afecto por ti, curiosamente, no ha cambiado, ni jamás lo hará. Espero que lo entiendas, me gustaría tener oportunidad de demostrértelo. Tu pintura es una dicha para mí. Muy pronto te enviaré por correo tu retrato a color que te prometí. Está en una exposición en el Centro de Arte de Los Ángeles. Quiero saber todo lo que me quieras hacer saber.

Cariñosamente,
Nick

P.D. Te escribiré esta noche si puedo escapar de este infierno de mi taller. Estamos trabajando a todo vapor... Encuentro gran consuelo en [trabajar] bajo presión. Te hablaré con mi lápiz, aun cuando sea brevemente.

Con amor,
Nick




jueves, 22 de julio de 2010

CRISIS

Llevo unos días un poco baja de ánimo. Como dice Silvio Rodriguez:
Llueve otra vez
detrás de mis frontales,
entre oreja y oreja nubes bajas.
Cuando esto ocurre, me cuesta ponerme con el dibujo o la lectura. Este estado de ánimo sólo admite la música, generalmente la suya, la de Silvio.
Empecé un dibujo que pretendia ser una copia de una foto de Roberto Rosellini e Ingrid Bergman. A lápiz, en blanco y negro.
Pero llegó esta lluvia interna y ahí me quedé, en las primeras líneas de encaje,
No creo que vuelva a retomarlo, le he cogido manía. Estaré unos días con esta lluvia interna y finalmente escampará, como siempre.
Y mientras tanto, Silvio me acompaña.

Llueve otra vez
detrás de mis frontales.
Oh, campo sin abrigo.
Oh, calle sin portales.


Llueve tan bien, que el fin de la semana
en vez de ser domingo en mi cabeza,
es sólo la tristeza
helándome el cerebro y la mañana.


martes, 20 de julio de 2010

lunes, 19 de julio de 2010

MAR DE HIERBA


Técnica,: Óleo sobre lienzo



jueves, 15 de julio de 2010

MENOS ES MÁS

Hace unos años leí una entrevista a Silvio Rodríguez. Entre otras cosas, entre temas recurrentes (la música, Cuba, por supuesto, la situación política mundial, el imperialismo...) el periodista le hizo una pregunta sencilla, que Silvio respondió sencillamente. Y su respuesta tan escueta fue para mí una revelación,un rayo de lucidez.

"-¿Como te gustaría que te encontrase la muerte?
- Vivo."

No se puede decir más con menos.

Yo intento vivir estando viva. No siempre es una obviedad.

miércoles, 14 de julio de 2010

CARTEL


El cartel anunciador de mis libros.

lunes, 12 de julio de 2010

EL PUENTE

Técnica: Lápies de colores sobre papel Canson